Precioso espacio en el coche

No importa si viajamos al mismo lugar todas las vacaciones, hacerlo nos emociona, pasear es una de las actividades que más gusta a todos. Claro que si se traza una ruta diferente cada vez, será mucho más interesante. España tiene infinidad de lugares magníficos para visitar y disfrutar momentos maravillosos. Pero claro, todo tiene su parte dura, empacar.

Hacer la maleta es armar una especie de plan estratégico, llevarlo y hacerlo práctico en el vehículo es otro. Siempre se trata de disminuir el volumen del equipaje, y en ocasiones aun con todas las precauciones el espacio sigue resultando chico, recuerde que puede usar el “el plan B” de todo viajero, el techo. Llevar maletas en él es muy buena idea pero no es tan fácil como tirar todo arriba del coche y listo, debe tener los medios adecuados, los railing.

Tipos de railing

La mayoría de las personas eligen estos solo por estética, se fijan más en su diseño que en su utilidad y no debe ser así. En el mercado existen diversos modelos de donde elegir según la marca, diseño, tamaño y materiales. Pero la elección está condicionada por el que se adapte a su coche, la versión que tenga hará que uno u otro sea el correcto para no correr riesgos. De todo esto depende el tipo de barras que se requieren instalar y, por supuesto, el kit de fijación.

Existen varios tipos de techo con railing integrados, pero los más comunes son:

  • Railing: este es el modelo más usual, se conforma de barras longitudinales abiertas o cerradas, son frecuentes en 4×4 o monovolúmenes. Se elevan del techo solo por unos centímetros.
  • Railing integrado: la diferencia entre éste y el anterior es que ellas no van elevadas, así lucen más elegantes y mejor aún es que se mantiene el coche aerodinámico.
  • Perfil en T: la barra en el techo lleva unas ranuras en las barras del techo y por ello su nombre. El perno se desliza por el rail en lo que parece una T invertida, el adaptador queda hacia arriba para usar los accesorios.
  • Puntos de fijación: estos van camuflajeados o de incógnito debajo de unas solapas ubicadas en los extremos del techo.
  • Vierteaguas: es el más antiguo, por lo que es poco común, está ubicado en los laterales y parece continuidad del techo luciendo como una solapa alrededor de todo el techo. En él es que se instala el kit de fijación.

También puede encontrar accesorios de este tipo en los desguaces, los rail son muy fáciles de adaptarse y generalmente se mantienen intactos. Consulte uno tales establecimientos por Internet y se hará más sencillo de lo que por sí ya es, en la red hay directorios que facilitan la búsqueda al agruparlos todos en un solo sitio virtual.