Los Sylvanian Families

Los Sylvanian Families, es el nombre de una línea de juguetes coleccionables de origen japonés, fueron creados por la compañía Epoch en el año 1985; desde entonces han sido distribuidos alrededor del mundo por medio de diversas compañías.

Los personajes que conforman esta línea de Juguetes Sylvanian Families, están agrupados por familias, personalizadas por animalitos del bosque como pueden ser: castores, erizos, conejos, osos, ratones; no obstante en los últimos años se han expandido a otros animales como gatos, perros, pingüinos, monos, koalas.

 La palabra “Sylvan” significa, del bosque; a comienzos de su producción en 1985, los Juguetes Sylvanian Families fueron lanzados solo en Japón y Norte América; aunque con algunas diferencias en sus cajas y personajes.

Con el gran éxito en estos mercados, en 1987 se dio la expansión a Europa, y las familias Sylvanian se convirtieron en todo un éxito en el mundo, lo que generó series de televisión y el premio de minoristas para “juguete del año” durante tres años consecutivos.

En el año 1980, se hizo muy popular en España y Reino Unido una serie de televisión.

El extraordinario mundo de los Sylvanian Families

Sylvanian es un encantador lugar, lleno de gente hermosa; el aire es siempre fresco y la hierba brilla cuando la toca el sol, reina la naturaleza y la paz. Esta comunidad está llena de familias que son muy amables y siempre tienen una bella sonrisa.

Cada habitante se dedica a distintas destrezas profesionales, como maestros, dentistas o médicos; pasan el tiempo en familia, demostrándose amor y amistad, disfrutan de los picnics en verano y de la nieve en el invierno.

También salen de vacaciones con la caravana o sus coches familiares; tienen diferentes destinos como, la casa del árbol, o el barco crucero o casa de mar, todos ellos dentro del mapa de la playa y la isla Aventura.

Jugar con los Juguetes Sylvanian Families les brinda a los niños la posibilidad de crear su propio mundo, así como de engrandecer sus sentimientos, ideas y pensamientos; es una gran oportunidad para desarrollar sus emociones.

Los juguetes son ideales para niños entre tres y doce años, ya que es a partir de esta edad, que comienzan a imaginar y soñar con distintos mundos; cultivan la mente de los niños por medio del juego, y hace que sean felices gozando de las pequeñas cosas de la vida, promueve el juego saludable.